Hambre para mañana

Seis economistas creen que los controles son distorsivos en mediano y largo plazo

Distorsión y desinversión. Son las dos palabras que más mencionaron los economistas consultados por LA NACION acerca de las consecuencias de la estrategia del Gobierno para contener la inflación. En la opinión de los analistas, la distorsión y la desinversión son generadas por las medidas oficiales para combatir la suba de precios con acciones como los acuerdos de precios con las empresas líderes, el congelamiento de tarifas y la veda a la exportación de carnes.

Luciano Laspina, director de Macrovisión, consideró que en el Gobierno el debate pasa hoy por profundizar los acuerdos de precios o flexibilizarlos. Y evaluó las dos alternativas: "Si se profundizan, esto va a terminar mal. En cambio, si se continúa en esta zona gris y se van flexibilizando de a poco, se va a evitar la inflación". Para el analista, es distorsivo "meterse" con la estructura de costos de las empresas: "Es un debate ideológico. Si el supuesto es que los mercados funcionan con eficiencia sin intervención del Estado, entonces estas medidas generan distorsión".


El economista José Luis Espert recordó que la inflación del primer semestre es menor en 1,2% que la del mismo período del año pasado. Pero apuntó que de esa cifra, un punto corresponde a las caídas en los precios de las carnes y los lácteos por efecto de las restricciones a las exportaciones. "La baja de la inflación es consecuencia de la animalada de prohibir la venta al exterior de productos con ventajas comparativas", dijo. "Si el grueso de la baja se debe a esto, la estrategia de Guillermo Moreno es un absoluto fracaso, es sólo un circo que funciona porque la gente cree que aprieta a los empresarios".
Según Pablo Rojo, ex presidente del Banco Hipotecario, el esquema de acuerdos de precios genera transferencia de recursos. "Se va a mantener un sistema de precios distorsionado hasta que un día explota", consideró. Para el economista, la lógica sería que el Gobierno utilice este mecanismo de acuerdos sólo de manera transitoria, de otro modo se van juntando distorsiones en la cadena de precios y en un momento puede llegar a darse un ajuste de valores traumático.

Para Aldo Abram, los acuerdos de precios y prohibiciones para exportar generan distorsiones. "Mucha gente piensa que como no subieron los servicios públicos no hay inflación y eso es mentira", señaló. "Como no suben la luz y el gas pueden gastar su dinero en otras cosas que entonces aumentan sus precios por la mayor demanda: esta es otra distorsión". Abram observó que el impacto en el mediano plazo se va a presentar, por ejemplo, "en la cadena cárnica, cuando a fin de año no tengamos carne para comer por una política que desincentiva la producción". Según el analista, si hoy la inflación se desacelera no es por los acuerdos "que la bajan en un mes, pero la postergan hacia el mediano plazo", sino que "la clave está en la política monetaria del Banco Central, que fue expansiva hasta enero y ahora está en el rango inferior del programa monetario".

En opinión de Marcelo Lascano, el Gobierno va a profundizar la política de acuerdos, pero advirtió que "la experiencia demuestra que esto genera la creación de mercados paralelos: endulzarse con esto es pan para hoy y hambre para mañana". Y agregó que es un esquema que genera desinversión, pero el proceso no va a terminar en un final traumático porque el Gobierno tiene reservas para importar productos. "Hay que actuar con cautela y privilegiar la inversión", subrayó.

Nadín Argañaraz, presidente del Ieral de la Fundación Mediterránea, dijo que los acuerdos sirven para atacar las expectativas inflacionarias, pero no son herramientas genuinas a mediano y largo plazo, porque se necesita mayor oferta de bienes para que esta supere a la demanda. "Creo que los acuerdos tienen que ser mecanismos complementarios a medidas para generar mayor inversión", destacó. "Hay que mirar la inflación argentina, pero sin perder de vista la inflación de los vecinos", añadió. "Estamos más del doble por encima de ellos y esto atenta contra la competitividad del país."