El Mundial frenará el ritmo de producción durante junio

Economistas consultados por Infobae estiman que durante los treinta días que durará el Mundial y dado que los partidos se juegan entre las 10 y 17, las plantas fabriles verían afectada su productividad.

Aunque los especialistas coincidieron en señalar que en la cuenta final el aporte de las manufacturas al crecimiento del PBI del segundo trimestre no se verá golpeado por la adrenalina que despertará la selección de Pekerman, admitieron que las empresas verán disminuida su productividad, ya que no podrán evitar conceder permisos, sobre todo en la jornadas en que juegue la Selección o en los denominados clásicos europeos.

Para Camilo Tiscornia y María Castiglioni, de Castiglionia Tisconia y Asociados, “antes del Mundial los sectores favorecidos fueron textiles, electrodomésticos y servicios pagos de cable, que tal vez continúen mejorando. Pero el resto de los sectores intensivos en mano de obra verán afectados levemente sus niveles de actividad por una menor productividad en ese mes”.

En la visión de Manuel Sánchez Gomez, de MVA macroeconomía, “los partidos obligarán a conceder un permiso que ocasionará una suerte de impase en la producción, pero esto sucederá en las fábricas que pueden concederlos, es decir los intensivos en trabajo”.

Sánchez Gómez recordó que en aquellos sectores intensivos en capital como en la producción de acero, “en donde el modo de producción es continuo, esto no podría suceder, ya que parar implica costos muy elevados.”

No obstante, si bien el efecto “Mundial” podría afectar el ritmo de la producción de junio y de los primeros días de julio, en general los analistas consideran que los establecimientos intentarán recuperar los permisos concedidos, y aun si esto no sucede, el efecto en el estimador mensual Industrial del INDEC no sería considerable.


DEMANDA. En este sentido, Jose Luis Espert admitió que podría haber cierto efecto en cuanto a la menor intensidad del ritmo de expansión de las manufacturas, pero señaló que esto sería más que compensado por el fuerte estímulo a la demanda que se desprende de los aumentos salariales de jubilaciones que concediera el sector público.

Más aún, debido a estas políticas activas, Espert pronosticó que el ritmo de expansión de la economía entre abril y diciembre de este año podría ser mayor que el registrado en el 2006.

En la visión de Horacio Costa, de la cosultora Dagnino Pastore, Costa y Asociados, podría caer “algo la productividad, pero dado el breve lapso en el que transcurre el Mundial no considero que los impactos alcancen a modificar la tendencia general sin Mundial”.

Costa advierte que en virtud de las reuniones entre familiares y amigos, “habrá que estar atentos al impacto sobe el mercado energético de la concentración de demanda de energía en un mes potencialmente frío”.

El profesor de la UBA y consultor económico Diego Giacomini agregó que la merma en el ritmo de actividad estará directamente asociada a la continuidad de la Selección Argentina en el torneo. “Aunque podría haber suspensión de actividades, lo más importante será ver si la Argentina logra continuar en la competencia.”

En cuanto a la actividad bursátil, los economistas coincidieron en señalar que “los mercados” suelen tener mayores grados de libertad para frenar abruptamente las operaciones, “aunque suelen recuperar parte de la jornada tras la finalización del partido más importante del día”, ya que no sólo los partidos de la Selección nacional concentrarán la atención de operadores bursátiles u obreros de las manufacturas.