Cavallo es un vendedor de ilusiones

Por:
JOSE LUIS ESPERT
Economista, titular de Espert y Asoc.

Creo que el presidentes Fernando de la Rúa, de haber sido vapuleado durante todo el fin de y de haber sentido las presiones de diversos sectores, ha dado una dramática marcha atrás. Si, dramática, porque la prioridad ha dejado de ser la baja del déficit fiscal y el orden de las cuentas del Estado para dejar lugar a una idea muy peligrosa: que el crecimiento va a llegar con la baja de impuestos.

Es un concepto suicida que de ninguna manera puede tener lugar en el contexto de una Argentina al borde de la cesación de pagos, es decir, al borde del abismo. ¿Domingo Cavallo? Bueno, él es el típico intelectual que está al servicio de intereses corporativos que lo único que hace es vender ilusiones. De hecho le ha vendido al Presidente la versión ridícula de que bajando impuestos la Argentina va a crecer. Lamentablemente, vamos para atrás, porque todo esto es retroceder en el paquete anunciado por López Murphy, y eso es muy nocivo.

Finalmente, a la hora de buscar responsables, hay que poner los ojos en la clase política. Fueron los políticos y ningún otro sector quienes aumentaron el gasto público en 40 mil millones de dólares durante estos últimos diez años.