Cuestionan a la promoción

Para el consultor económico José Luis Espert la promoción industrial va en contra de la Constitución.

MENDOZA. El decreto firmado por el presidente Néstor Kirchner que extiende los diferimientos impositivos para San Juan, San Luis, Catamarca y La Rioja sigue perjudicando a productores de Mendoza. El economista y analista José Luis Espert le dijo a Ciudadano que “estos decretos son un mamarracho", y agregó que “son inconstitucionales".

La Promoción Industrial afectó la economía mendocina sustancialmente desde comienzos de la década del 90. Pero Espert, quien realizó un trabajo en 1999 para el Consejo Empresario de Mendoza sobre esta problemática, va más allá: “Mendoza viene sufriendo la Promoción Industrial desde 1980: esto le ha costado cerca de cuatro veces el PBI respecto de la provincia respecto de su actividad económica".


Alguien los termina pagando

El economista sostiene que “estos decretos son un mamarracho y responden al poder de lobby de cada provincia". Además, explicó que estas promociones estos diferimientos de impuestos son “pateados para adelante por muchos años, pero mientras tanto alguien los está pagando".

Esto significa que los impuestos que las empresas de algunas provincias beneficiadas por estos diferimientos de alguna manera son pagados por los estados no promocionados.

“Cuando hay déficit fiscal el costo lo pagan éstas provincias que no han sido beneficiadas a través de la suba de impuestos, porque las promocionadas siguen sin pagar los impuestos nacionales", remarcó Espert.

Según el director de la consultora Espert y Asociados, no debería haber provincias promocionadas “porque atenta contra el federalismo; en verdad, no tendrían que existir diferimientos de impuestos para ningún estado provincial".

Sin embargo, al analizar todo el proceso de beneficio para algunas industrias que radicadas en determinadas provincias, se puede apreciar —según Espert— que el empresario promocionado no paga impuestos durante años pero cuando su producción produce ganancias son sólo para él, lo cual muestra que no hay ningún beneficio para el resto del país.

Además, el analista económico señaló que las provincias promocionadas reciben de la Nación subsidios cruzados por ser provincias chicas, sin importar cuál es el ordenamiento fiscal que tengan. “Así es el país que tenemos: hace medio siglo que atrasamos".


“Los diferimientos son prebendas”

Para Espert, el beneficio hacia algunas provincias no es más que una especie de favor a cambio de otro, ya que sostiene que “la Argentina no terminará nunca con estas prebendas".

En cuanto a lo que hacen las provincias para conseguir estos beneficios, José Luis Espert cuenta que hablan del Acta de Reparación Histórica. “Dicen que tienen que ser subsidiadas porque han colaborado con la campaña libertadora de San Martín… es un disparate. Entonces cuánto le tendrían que dar a Mendoza por aportes que hizo a la gesta libertadora", cerró el economista.