Espert: ortodoxia fiscal o control de capitales

El economista dijo que el repunte inflacionario es coyuntural, pero alertó sobre un repunte por el aumento salarial

"Estamos ante un fenómeno de coyuntural, pero cuidado, hay que advertir que este fenómeno que no es estructural puede legar a serlo si empezamos con la escalada de aumentos salariales en un año electoral", aseguró el economista José Luis Espert al analizar la inflación del mes de enero, la más alta en el último año y medio.

A juicio del analista, la política monetaria del Banco Central (BCRA) se viene comportando como una caja de conversión "compra todos los dólares para evitar que el dólar suba o baje de los tres pesos y el Tesoro termina absorbiendo esto con superávit fiscal", dijo.

Para Espert, este año "el Tesoro va a tener menos pesos disponibles para absorber la emisión monetaria del BCRA para sostener al dólar", esto ocurrirá porque "el gasto está aumentando algo pensando en un año electoral y los intereses van a subir porque seguramente se va a terminar de reestructurar la deuda y algún pago va a haber".

El titular de la consultora Espert y Asociados, considera que en 2005 si el canje es exitoso "va a ser difícil evitar la apreciación del peso por la vía normal" de un Tesoro acercándole pesos al BCRA.

Con esto, "en un año donde puede terminar reestructurándose exitosamente la deuda y las tasas de interés que en el primer mundo siguen por el piso, puede haber un ingreso de capitales que le haga difícil al BCRA evitar que se aprecie el peso sin perder competitividad si no se recurre a más ortodoxia fiscal o a controles de capitales", señaló Espert.

Así, para lograr la ortodoxia fiscal el gobierno deberá dejar de aumentar el gasto público primario para evitar la apreciación de la moneda y si no quiere recurrir a esto, tendrá que establecer controles de capitales, como por ejemplo extender los plazos para los depósitos a plazo fijo en dólares.