Los economistas ven otro panorama

11 Ago
0

Mientras Hugo Moyano busca poner paños fríos sobre el impacto de la inflación en los salarios, el diagnóstico de los analistas privados coincide en que julio habría cerrado con una inflación cercana al 2%. Esto haría que los índices regresen a niveles que están entre los más altos del año, luego de una tregua en el segundo trimestre.

En tanto, el dato oficial que emite el INDEC se conocerá pasado mañana y se ubicaría por debajo del 1%, según los trascendidos.
El economista José Luis Espert, citado por la agencia DyN, precisó que los precios aumentaron 1,9% el mes pasado. Y atribuyó este comportamiento al aumento del gasto público, que provocó un deterioro de las cuentas públicas que -dijo- en cuatro años pasaron de tener un superávit de 4 puntos del PBI a un déficit de 2,5 puntos. En la misma línea, Aldo Abram, de la consultora Exante, indicó que la inflación de julio fue de 1,7%.

El informe mensual del Estudio Bein y Asociados calculó también en 1,7%, "por encima del promedio (1,3%) de los tres meses previos", aunque por debajo del 2,4% de promedio del primer trimestre, que estuvo fuertemente influenciado por los aumentos en la carne y los lácteos.

Otra consultora que tiene una estimación propia es la del economista Carlos Melconián, que estimó la tasa de inflación de julio en 1,6%.

Sobre las frases de Moyano sobre el impacto de la inflación en los salarios, Abram replicó: "Todos sabemos que la inflación a los primeros que afecta es a los sectores de escasos recursos". Para Espert, la conclusión fue la siguiente: "Lo que dice Moyano es un disparate", comentó.

Comments

    No Comments

Leave a reply

Your email address will not be published. Fields marked * are mandatory.