No se va a crecer

José Luis Espert es hoy uno de los economistas más críticos frente al equipo económico. Según su visión,"la Argentina este año no crecerá nada", distanciándose de la predicción de José Luis Machinea sobre que el aumento del producto será de 4%. Además, en declaraciones radiales dijo: "De la Rúa ha mentido" al lanzar el impuestazo. Las principales declaraciones de Espert ayer en radio "Feeling" fueron las siguientes:

Periodista: ¿Cómo tomó el paquete de medidas de José Luis Machinea?

J.L.Espert: Hay mucha moneda falsa en las palabras del ministro. Esto de que la economía crecerá 4% es poco probable. Un número posible es 2%, la mitad de las predicciones de Machinea. Hay que tener en cuenta que la Argentina sufrirá una caída de precios de los productos. En valor el crecimiento será entonces cero, porque aunque se produzca más, esas cantidades producidas serán vendidas a precios menores. Entonces, la Argentina no crecerá nada. El 2000 será muy difícil.

P: ¿Había otra salida para evitar el impuestazo?

J.L.Espert: Por supuesto que la había. La Argentina hoy recauda 35.000 millones más que cuando comenzó la reforma espectacular que estamos viviendo. Se vendieron todas las empresas públicas y se eliminó el déficit cuasifiscal. Sin embargo, la situación fiscal es peor que hace 8 años.

P: ¿Qué pasó entonces?

J.L.Espert: El gasto público en estos años se tragó los $ 35.000 millones de dólares de aumento de la recaudación, los $ 24.000 millones de la venta de las empresas públicas y los $ 5.000 millones de ahorro del déficit cuasifiscal. Lo que pasó es que Fernando de la Rúa ha mentido, y en lugar de que el ajuste lo pague "la política" como prometió en la campaña, lo termina pagando como siempre el sector privado.

P: ¿Todo es culpa entonces del sector público?

J.L.Espert: Por supuesto. En estos 8 años los políticos se comieron toda la plata de los ajustes que soportó estoicamente el sector privado. Con la misma vehemencia con que hoy se le parte la cabeza al sector privado con este impuestazo se debería haber bajado el gasto público. La política fiscal de los últimos 10 años fue de lo más irresponsable que se vio en la historia económica argentina. Pocas veces se podrá encontrar una oportunidad perdida como la de estos 10 años.

P: Hablar de bajar el gasto público parece un dogma. ¿En qué sector se puede bajar?

J.L.Espert: Hay que echar gente del sector público. Hay que bajar salarios. Hay que reducir jubilaciones, ninguna puede superar los 600 dólares mensuales. Hay que eliminar subsidios, como los reciben los trenes y los peajes. Hay concejales en el país y jueces que ganan más de 10.000 pesos mensuales y eso debe terminar. Para esto hay que tener diagnóstico de crisis y esto sólo se logra cuando se llega a una hiperinflación o una crisis como la del tequila.

P: ¿Hay provincias en las que si se despide gente prácticamente no hay empleos?

J.L.Espert: Ese es el caso de Corrientes, por ejemplo. Ese es un ejemplo de una provincia corrupta e inviable. Otros casos son Catamarca y La Rioja. Son provincias que no recaudan a nivel local y sus únicas actividades son por la promoción industrial. Hay provincias que directamente no pueden existir. Además, todos creemos en la democracia, pero debe haber muchos menos políticos.